Los Chick Flicks son películas a las que por lo general les va muy bien, son una fórmula comprobada y que pocas propuestas realmente busca innovar en su ejecución, sí acaso lo intentan en el mensaje que buscan darle a la audiencia. Esta mes nos llega la más nueva película de Jennifer López  dirigida por el director de películas de comedia Peter Segal; completando el elenco encontramos a Vanessa Hudgens, Leah Remini, Treat Williams, Annaleigh Ashford, Charlyne Yi, Alan Aisenberg, además de la ya mencionada actriz y cantante.

La cintas tiene una trama aparentemente muy simple y ni muchos pretensiones, en el que una mujer llamada Maya, supervisora en una tienda de autoservicio, tiene toda la experiencia del mundo para poder competir en el mercado laboral por una mejor posición, el problema es que no le otorgan la oportunidad por no tener un título universitario por lo que su ahijado, decide construirle una nueva identidad, la cual termina convenciendo al CEO de una compañía de cosméticos para ofrecerle un alto puesto corporativo, ahora el problema será ver hasta donde llega la mentira de Maya.

Repito, aparentemente se ve muy sencilla la trama, pero no lo es y es que a mitad de la película, sufre una transformación digna del mejor capítulo De la Rosa de Guadalupe, pues le dan un giro tan inesperado como absurdo a la trama que debo ser sincero, en ese momento se volvió interesante la película. Esta segunda subtrama termina comiéndose a la principal y relegando a segundo plano, haciendo lamentablemente que la película sea completamente inverosímil. Sobre todo el final de cuento de hadas que termina por echar por la borda incluso las dos tramas y lo peor hasta el importante mensaje que querían transmitir.

Las actuaciones tampoco son las más afortunadas, con personajes exagerados y que buscan ser graciosos a la fuerza, aunque se agradece que no lleguen a los niveles del humor clásico norteamericano. Vanessa Hudgens y Jennifer López son las que cargan con el peso actoral en los momentos más complicados, pero tampoco es que lo hagan bien, la verdad es un poco penoso su trabajo.

En general Second Act o Jefa por accidente es una película que bien pudo haber llegado directamente a la televisión, pero seguramente al amplio mercado latino que vive en los Estados Unidos, decidieron lanzarla en formato cinematográfico. Lamentablemente estamos ante una película que poco aporta y esta destinada a entretener a los viajeros en autobús.

Crítica de 'Jefa por accidente'
Lo bueno
  • El curios Twist que tiene
Lo Malo
  • Trama
  • Actuaciones
4.5Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votes)
0.0