El Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM) presenta la imagen de su 18ª edición, la cual está inspirada en las artesanías mexicanas, y en particular, en un trompo creado en Paracho, Michoacán.

Rodrigo Toledo, la mente creativa detrás de la imagen del festival, resume el concepto de esta manera: «El cine da vueltas como un trompo. Su baile transcurre en un tiempo breve, como un cortometraje. Pero no es uno solo, son muchos trompos de colores diferentes para representar diversidad, la pluralidad, tanto de los espectadores como de los creadores y sus obras».

Esta noticia es de las pocas que nos da esperanzas para la recta final de un año tan raro y caótico como el que estamos viviendo. De verdad esperamos que este festival se pueda llevar a cabo, con todas las medidas de seguridad necesarias y la participación de un público que estará dispuesto a seguir estas normas que servirán para protegernos a todos.

Para mayor información, puedes visitar el siguiente enlace.