Review de «Goodnight mommy»

Una singular propuesta es Goodnight Mommy, cinta Austriaca, dirigida por los debutantes  Severin Fiala y Veronika Franz, en la que exploran el lado más perverso de la niñez con una película que ha llamado la atención por la excelente forma en que se hace uso del terror psicológico para mantenerte con una extraña sensación de que en cualquier momento todo saldrá de control.

Goodnight mommy o Ich Seh, Ich Seh, nos adentra en la historia de un par de hermanos mellizos, Luka y Elias (Lukas y Elias Schwarz), quienes viven en una casa en las hermosas praderas  Austriacas, pasan el verano explorando el bosque y nadando, además de haciendo muchas travesuras y como buenos gemelos lo hacen todo juntos incluso el vestirse muy parecido, cierto día su madre (Sussane Wuest) regresa a casa después de practicarse una cirugía estética, tras ser testigos de cambios de humor y nuevas actitudes de su madre, Luka y Elias empiezan a sospechar que la mujer que entro por la puerta podría no ser su madre. Es la relación entre estos dos pequeños y su progenitora el centro de toda la trama que ira mostrándonos una enferma y desgastada relación que tendrá perturbadoras consecuencias.

goodnight-mommy 3

La cinta es impresionante, tiene un excelso manejó de los tiempos y de la evolución de la trama, tal vez el único punto débil que podríamos encontrarle es en los primeros minutos de la cinta, que si uno es muy observador lamentablemente hay una pequeña pista que podría hacer que la trama sea descubierta y por lo tanto pierde algo de sentido, aún con esta pequeña falla, la cinta sigue avanzando de excelente manera ya que cuenta con un par de giros inesperados que mantienen al espectador atento.

La fotografía resulta impactante, realizada de excelente manera para darle esa sensación de que algo no esta bien todo el tiempo, con encuadres que te aprisionan y no te dejan ver más, hay muchas secuencias nocturnas o que se desarrollan en ámbitos de muy poca luz que ayudan a crear una atmósfera muy tétrica y perturbadora.

Muchos fanáticos del terror quedaran tal vez decepcionados ya que no es la típica película de terror, incluso me cuesta trabajo encasillarla en este género ya que también tiene momentos dramáticos y de mucho suspenso que mantienen cierta tensión durante los 100 minutos de duración, en esta película no encontraras los clásicos sobresaltos de una cinta de horror o trucos baratos realizados en base al aumento del sonido dentro de la cinta.

Goodnight mommy es una agradable experiencia que resulta una bocanada de aire fresco al género y se une a mi lista de lo mejor del cine de horror que he visto en los último años, junto a The babadook e It Fallows. Definitivamente una cinta que no te puedes perder si te consideras un conocedor del cine de espantos.

Un gran sorpresa, que vale mucho la pena si te gusta el género de terror.
Nota de lectores0 Votos
0
Lo Bueno
Dirección
Las actuaciones
Fotografía
Lo Malo
Un detalle que revela la trama antes.
7