La nostalgia vende, de eso no hay ni la menor duda y parece que Michael «Kaboom» Bay ya se dio cuenta de esto, primero nos trajo Transformers, que si bien, la primera película cumplió su cometido de entretener y hacernos sentir emoción con ver a los Autobots luchando contra los decepticons en la pantalla grande, las secuelas han sido pésimas, ahora el tanto amado como odiado, decidió producir una nueva película que toca una sensible cuerda en muchos adultos, me refiero a nuestra niñez.

Bajo la dirección de Jonathan Liebesman, conocido por las películas de Furia de Titanes  y Masacre en Texas: el inicio, llega The Teenage Mutant Ninja Turtles, ficción que trae de vuelta a aquellos verdes personajes de nuestra infancia que dominaron los 90’s con sus memorables personajes, algo que se trato de lograr en esta nueva adaptación.

Pero algo salio mal, desde que se empezaron a mostrar los primero bocetos, los fanáticos no estaban del todo convencidos de como se veían las tortugas y aún así muchos decidimos otorgarles el beneficio de la duda.

Se llego la fecha y no hay por que mentir, estaba muy emocionado por ver la cinta pero cual sería mi sorpresa, conforme avanzaron los minutos fui sintiendo cada vez más pena.

Para empezar la las tortugas no se ven del todo mal, tuvieron una actualización necesaria, pero la historia si raya en lo ridiculo, copiando la formula de The amazing Spiderman, situación que hace entonces que la película se vuelva predecible, otro punto en contra fue el hecho de que el protagonismo se lo dieran a April O´Neil, quien es la que descubre a las tortugas y anda en su busqueda hasta convertirse en su aliada y sacan la jalada de que resulta que ella las nombro, las alimento y hasta las salvo, cuando aún eran un experimento de laboratorio.

Si algo recuerdo bien de las tortugas ninja es que uno podía sentirse identificado con alguna de ellas, gracias a las diferentes personalidades que tenían, algo que quedo atrás en esta versión aunque quieren hacerlas parecer a todas diferentes no logran darles una personalidad real a cada una y más bien parecen las Tortugas adolescentes retrasadas Mutantes, debido a que sus diálogos son muy torpes, es por aquí donde le echo la culpa a Nickelodeon, empresa dueña de los derechos, que por temor a que las tortugas parecieran demasiado maduras, las dotaron de chistes innecesarios y torpes.

Mención aparte de la asquerosa rata Splinter que más que generar respeto me da asco, otro punto flaco de la película son los villanos, Shredder no es más que una cruza entre Megatron y el joven manos de tijera, Karai, la líder de las tropas del Foot Clan, solo aparece unos minutos y la rebajan a un mero peón, por último Eric Sacks del que solo sabemos es discípulo de Shredder y es quien trata de envenenar a toda la ciudad de New York para despues darles la cura a un alto precio y volverse millonario.

Eso sí, visualmente la película cumple de manera perfecta, mostrándonos a unas tortugas que se ven bien al igual que las elaboradas secuencias de acción como en la que van descendiendo en la nieve, esto mismo funciona con el sonido que sin ser impresionante funciona en una película de acción.

Ahora solo tendremos que esperar y pedirle a Dios para que en la ya confirmada secuela no solo veamos a Beboop y Rockoso, sino que también le suban al nivel.

Review "Teenage Mutant Ninja Turtles"
Lo Positivo
  • Megan Fox
Lo Negativo
  • Horrible Historia
  • Tortugas torpes
  • Malas Actuaciones
5Nota Final
Puntuación de los lectores: (2 Votes)
4.8